Con las ganas

El otro día me acordé de ti.

Qué absurdo, ¿no? Como si no existiera un sólo día que no lo hiciera. Como si no hubiera un día que no me despertara pensando en ti. Que no me acueste fantaseando dónde estarás, cómo te irá, con quién dormirás.

 
Te imaginé asustada por todo lo que dejabas atrás y por lo que te esperaba delante.

Y es que los dos venimos del mismo sitio, nena.

Del mismo año de mierda de lágrimas y silencio. De follar dormir con desconocidos por no pararnos a pensar las respuestas a las preguntas que quisimos evitar.

Que no supimos formular.

Que no supe contestar.

Ahora que sé cómo hacerlo, tú no quieres escuchar.

Si lo hubiera sabido habría sido distinto. Quizás.

Quizás entonces no hubieran sido ellas. Quizás ahora sólo serías .

Quizás ahora no estaría recordando tu nariz de fresa. Deseando tus labios de bizcocho. El festín de tu cuerpo. De lo bien que quedaba sobre el mío y de las horas que le dedicábamos a hacerlos vibrar. A hacerte gritar. Quizás entonces no estaría imaginándome el roce de tu piel. El calor de tu boca y el sabor de tu saliva. Dejaría de soñar que tus labios me acarician. Que me muerdes. Que me sonríes con esa sonrisa de niña buena, con esos ojos que dejan claras tus intenciones. Que te quieres ir pero yo te pido, nena, que te esperes. Que me quiero ir contigo.

2827f8c107e2590c0f6d00ce80362a33

Quizás ahora todo sería más fácil. Quizás ahora no estaría así, echándote de menos.

 

Quizás. Quizás. Quizás.

 

Ahora. Ahora debería de empezar a ir bajando. A dejar de imaginar que aún estás conmigo, a dejar de pensar que volverás. A dejar de buscar tu perfume en la almohada y a dejar de susurrarle buenas noches al lado vacío de mi cama.

Ahora.

Ahora que no estamos.

Ahora que no somos.

Ahora que nunca más seremos.

a

Nosotros.

Aún no sé cómo has podido hacerlo, no logro entenderlo. , que me habías prometido que siempre me querrías, que nunca te irías de mi lado. , que creías en esas historias de amor que tanto te gustan. En las almas gemelas. Que estábamos hechos el uno para el otro y no existía mejor combinación que la nuestra. , que decías que todo este dolor tenía que servir de algo. , mi pequeña de las dudas infinitas. , que ahora ya no estás. , que has decidido irte cerrando las puertas tras de ti, por si se me ocurría volver. .

r

Quiero que todo esto acabe, despertarme de esta pesadilla interminable. Aún no me creo que esta sea la definitiva. Sigo esperándote, ¿es que no piensas volver? El invierno es más frío sin ti.

Vuelve.

Abrázame por última vez, que tu calor se quede hasta que vuelvas. No quiero sentir más este frío que se ha quedado conmigo a vivir. Déjame decirte una vez más que te quiero. Que nadie más te va a querer como yo lo hago. Déjame tenerte entre mis brazos. Estrujarte en silencio.

s

Otra vez. Como siempre. Será la última. Te lo prometo.

Déjame besarte, sentirte, acariciarte.

Déjame pedirte que no me dejes.

No me dejes.

Con las ganas.

Serena

Anuncios

14 comentarios en “Con las ganas

  1. Precioso texto, puro sentimiento…Y esa canción…Puedo escucharla mil veces que todas me pone la piel de gallina (y nudo en la garganta). Nosotras también acompañamos un post con ella, es enorme! No hay mejor acompañamiento.
    Enhorabuena 🙂
    Un saludo!

    Me gusta

    1. Muchas gracias Aejasso 🙂 Me alegro mucho que te haya gustado, aunque espero que no te identifiques mucho con el post…

      Nosotros elegimos los pensamientos, intenta pensar en positivo y evita los que no te convengan. Poco a poco dejarás de pensar en esa persona, te lo aseguro. Poco a poco y con fuerza de voluntad.
      Mucho ánimo y besitos!

      Serena

      Le gusta a 1 persona

  2. Cuánto se puede transmitir con una historia así. Un dolor que se hace patente con cada letra, cada palabra. Un sentimiento que duele al sentirlo, pero también al provocarlo.
    Me encanta esta entrada, aunque para mí haya sido la más dolorosa dolorosa de leer.
    “Quizás no me esté equivocando, quizás todo este dolor valga pena.”
    Me gusta mucho leeros chicas. Un saludo

    Le gusta a 1 persona

    1. Muchas gracias Airin! 🙂 Me alegro mucho que haya conseguido transmitir tanto.
      Recuerda que ningún dolor merece la pena. Sólo por lo que aprenderás, por la satisfacción de saber que luego estarás mucho mejor. Que no volverás a estar así.

      Ánimo y suerte ❤
      Muchos besitos!

      Serena

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s